Las autoridades reguladoras de Estados Unidos cerraron hoy dos bancos en Virginia y California, con lo que ya suman 73 los que han sido declarados en bancarrota en lo que va de año.

La Corporación Federal Aseguradora de Depósitos (FDIC, por su sigla en inglés) informó en un comunicado de los cierres del Bank of the Commonwealth, con sede en Norfolk, en el estado de Virginia, y del Citizens Bank of Northern California, localizado en Nevada City (California).

El primero tenía 985 millones de dólares en activos y 901 millones en depósitos, mientras que el segundo poseía 288 millones en activos y 253 millones en depósitos, de acuerdo con la FDIC.

Pese a estas últimas bancarrotas, en un informe difundido el mes pasado, la FDIC reveló que el número de bancos con problemas en EE.UU. bajó por primera vez desde 2006 en el segundo trimestre de este año, un periodo en el que también disminuyó la cifra de entidades quebradas.

Los bancos con problemas pasaron de 888 entre enero y marzo a 865 de abril a junio, un trimestre en el que quebraron 22 entidades, frente a las 18 del anterior.

En 2010 las autoridades reguladoras de EE.UU. cerraron un total de 157 bancos, el mayor número en un año desde la crisis de ahorro de 20 años atrás.