El corredor emergente Adron Chambers pisó la registradora en el noveno episodio ante un mal lanzamiento del cerrador dominicano Carlos Mármol y dio el triunfo a los Cardenales de San Luis, que vencieron 2-1 a los Cachorros de Chicago, y que permanecen a la caza de un boleto a la final.

Los Cardenales, que detuvieron una racha de dos derrotas seguidas, se mantienen con posibilidades de conseguir el comodín de la Liga Nacional.

La victoria les permite quedar a dos juegos de los líderes Bravos de Atlanta, que perdieron 1-4 contra los Nacionales de Washington, cuando restan cuatro juegos por celebrarse en temporada regular.

Con su triunfo, los Cardenales sumaron ocho triunfos en su última oportunidad al bate, y fue la tercera vez que lo logran contra los Cachorros, pero fue la primera victoria que tienen por un mal lanzamiento desde el 9 de abril del 2001.

En la parte baja de la novena entrada, Chambers llegó a la timbradora, después de que Mármol hizo un mal lanzamiento, lo que dio a los Cardenales su octavo triunfo en los últimos 10 juegos.

La victoria se la acreditó el cerrador Jason Motte (5-2) en dos tercios de episodio, ponchando a uno.

El derrotado fue Mármol (2-6) en dos tercios de entrada, aceptó un imparable, dos carreras, dio tres bases y ponchó a uno.