Twitter buscará reforzar sus ingresos comerciales ofreciendo su espacio a los partidos políticos para distribuir sus mensajes entre los usuarios de la red social, según publicó hoy la web Politico.

Twitter tiene la vista puesta en los comicios generales de 2012 de EE.UU., donde sólo la campaña presidencial tendrá un costo superior a los 1.000 millones de dólares.

La red social contrató a un ex ejecutivo de marketing de Google, experto en publicidad política, para tratar de captar la mayor inversión electoral posible a Twitter, señaló la página web.

"Hemos tenido cinco años para observar cómo la gente usa esta plataforma y sabemos que los políticos son activos en ella y sabemos que los consumidores disfrutan con los mensajes de esos políticos", dijo el presidente de ingresos globales de Twitter, Adam Bain.

Este directivo consideró una "gran oportunidad" la posibilidad de ubicar anuncios electorales "tanto en la línea de mensajes como en las búsquedas".

Entre los primeros clientes de "Twitter" figuran cinco precandidatos presidenciales republicanos.

Aunque Bain no citó los nombres, otra fuente dijo a Politico que uno de los clientes será el precandidato presidencial republicano y exgobernador de Massachusetts, Mitt Romney.

Los anuncios aparecerán como tuiteos promocionados como resultado de la búsqueda de una determinada palabra, se podrán encontrar encabezando las listas de temas del día en la red y como sugerencia a usuarios que parecen tener intereses similares a los recogidos en la campaña política.

Twitter no tiene previsto, sin embargo, insertar la publicidad directamente en los mensajes que recibe cada usuario de las cuentas a las que sigue.