El presidente paraguayo Fernando Lugo ingresará el viernes en el hospital Sirio Libanés de Sao Paulo para continuar hasta el domingo su tratamiento contra el cáncer linfático que padece.

Rubén Penayo, jefe de prensa del palacio de Gobierno, dijo a la AP que el ingreso al centro médico "es parte del tratamiento bimestral, convertido en rutina".

Lugo, de 60 años, sufre de cáncer linfático en la ingle, tercera vértebra lumbar y tórax.

El hematólogo paraguayo Alfredo Boccia, quien tuvo a su cargo una parte de los estudios clínicos al detectarse la enfermedad en agosto de 2010, afirmó que los linfomas no han progresado "pero la medicación debe continuar por un par de años".