El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, condenó hoy el asesinato del expresidente de Afganistán Burhanudín Rabbani, jefe del Consejo de Paz encargado de negociar una solución política con los talibanes, y reiteró el apoyo de Naciones Unidas al país asiático en su búsqueda de la paz.

"Quisiera reiterar que Naciones Unidas permanece comprometida a apoyar a Afganistán y su pueblo en la consecución de la paz y la estabilidad, y a colaborar estrechamente con ellos por ese objetivo", dijo Ban en un comunicado distribuido por la oficina de su portavoz, Martin Nesirky, en la sede de la ONU en Nueva York.

Rabbani, que negociaba desde hace un año una solución política con los talibanes, murió hoy junto a otras cinco personas en un atentado suicida contra su domicilio en Kabul en el que también resultó herido de gravedad su "número dos", Stanikzai Masum.

"Estoy profundamente conmocionado por la muerte del profesor Rabbani en un ataque con bomba en su domicilio de Kabul. También me entristece saber que el ministro Stanikzai Masum ha resultado herido y que otros civiles han muerto y han quedado heridos también", aseguró Ban.

El secretario general condenó "en los términos más enérgicos" un ataque "contra personas que trabajaban para lograr la paz en Afganistán" y transmitió su "más sincero pésame" a las familias de los fallecidos y los heridos.

"La búsqueda de la paz debe continuar. Sabemos que los esfuerzos liderados por el profesor Rabbani para llevar la paz a Afganistán no se detendrán y la UNAMA seguirá respaldando esos esfuerzos", aseguró por su parte el jefe de la misión, Staffan de Mistura, en un comunicado.

La misión de la ONU en Afganistán (UNAMA) está "conmocionada y apenada por la muerte del profesor Rabbani y varios de sus colegas", señaló en el mismo comunicado.

Rabbani, quien fuera líder del partido Muyahidin durante la invasión soviética de Afganistán, fue presidente del país entre 1993 y 1996, año en el que su Gobierno fue derrocado por los talibanes liderados por el mulá Omar.

El pasado mes de octubre Rabbani fue elegido por el actual mandatario, Hamid Karzai, para presidir el Consejo de Paz, desde donde lideraba los esfuerzos de reconciliación entre las diversas facciones enfrentadas.