El gobierno afirmó el miércoles que los planes de inversión de Estados Unidos por más de 800 millones de dólares en el sector energético argentino muestran el buen momento de las relaciones bilaterales.

Los acuerdos de inversión anunciados el martes en Nueva York por las empresas Exxon Mobil y AES para ampliar la explotación de gas y la producción de energía eléctrica demuestran "el gran interés" que existe en Estados Unidos por Argentina, dijo a Radio 10 el ministro de Planificación, Julio de Vido.

La presidenta Cristina Fernández, quien asiste a la asamblea general de las Naciones Unidas acompañada de De Vido, entre otros funcionarios, suscribió sendos acuerdos con los directivos de ambas empresas. Según De Vido, ello indica que la relación entre los dos países pasa por "una etapa de franco crecimiento y recuperación".

Además señaló que con estos proyectos Argentina se sitúa "en el corto plazo, junto con Brasil, en el primer nivel de la región en materia de gas y petróleo". Agregó que el interés inversor está impulsado por "el desarrollo de una nueva tecnología" que permitirá aprovechar los recursos.

Exxon Mobil se comprometió a invertir 120 millones de dólares en el desarrollo de siete yacimientos de gas en la provincia patagónica de Neuquén. Otros 400 millones los destinará a ampliar la destilería que tiene en la localidad de Campana, a 70 kilómetros de Buenos Aires.

En tanto, AES, que genera 12% de la energía eléctrica que se consume en Argentina, invertirá 300 millones de dólares para construir una usina eléctrica en las afueras de Buenos Aires, lo que ampliará la producción de energía eléctrica.

Según analistas, el sector energético en Argentina no ha desarrollado todo su potencial por la falta de suficientes inversiones debido en parte a los subsidios que el Estado destina para garantizar el consumo.