El conglomerado industrial, financiero y de medios de comunicación General Electric (GE) anunció hoy nuevos acuerdos para su unidad de energía repartidos por diferentes regiones del mundo y valorados en 3.000 millones de dólares.

De los acuerdos, alcanzados en Norteamérica y Suramérica, Oriente Medio, Asia, Europa y Australia, destacan dos cerrados en Brasil por más de 1.000 millones de dólares en nuevas inversiones en proyectos de petróleo y gas y de tecnologías eólicas.

GE también anunció un acuerdo con Eléctrica de Guayaquil para modernizar la red energética de Ecuador con la mayor red inteligente instalado en América Latina, que ayudará a reemplazar casi 200.000 metros cúbicos.

La empresa también ha cerrado acuerdos por 1.500 millones de dólares para instalar 750 unidades de su turbina eólica de 1,6 kilovatios, una de las más eficientes del mundo, que se instalarán en los próximos dos años en granjas de Norteamérica y Suramérica.

"Nuestros clientes demandan cada vez más tecnologías energéticas, desde exploración hasta generación eléctrica, especialmente en los mercados emergentes", afirmó el vicepresidente de la multinacional estadounidense, John Krenicki, en un comunicado de prensa.

El ejecutivo resaltó que las recientes adquisiciones que ha hecho GE y sus inversores en el desarrollo de nuevas tecnologías están permitiendo a la firma "ofrecer productos más avanzados" que ayuden a sus clientes a mejorar sus procesos energéticos.

Por último, el gigante industrial y financiero estadounidense anunció otros acuerdos en China, Irak, Australia, Indonesia, Italia y Canadá, con los que espera poder expandir su oferta entre sus clientes.

Las acciones de GE, uno de los 30 componentes del Dow Jones de Industriales, cerraron hoy en la Bolsa de Nueva York con un descenso del 0,74 %, con lo que acumula un retroceso del 12,03 % desde que comenzó el año.