Las deportaciones en Colorado se han mantenido sin cambio en los 10 años transcurridos desde el 11 de septiembre del 2001 a pesar del mayor énfasis puesto en asegurar las fronteras y combatir el terrorismo.

El Denver Post reportó ( http://bit.ly/nPEIrU ) que las deportaciones por entrada ilegal representan 70% de los casos de este año. El periódico cita datos del centro de investigación Transactional Records Access Clearinghouse de la Universidad de Syracuse.

Hubo 4.175 procesos de deportación en el estado en el 2001. En el año fiscal que terminó en julio, hubo 4.098 casos. Los procesos de deportación han aumentado 45% a nivel nacional en 10 años, de 1,6 millones en el 2001 a 2,3 millones en el 2010.

Funcionarios del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas dijeron que sus políticas han resultado en la deportación de más criminales, de 81.000 casos en el 2008 a 195.000 en el 2010.