El peleador mexicano Erik Morales hizo historia al derrotar esta noche por la vía del nocáut técnico en el décimo episodio a su compatriota Pablo César Cano para adjudicarse su cuarto título mundial, el de los pesos superligeros del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

Con su triunfo, Morales se convirtió en el primer boxeador mexicano en conseguir títulos en cuatro diferentes divisiones, todos avalados por el Consejo Mundial.

Previamente Morales ya había conquistado los cinturones en las divisiones supergallo, pluma y superpluma, y ahora superligero,

Morales superó a Cano por la vía del nocáut técnico en el décimo episodio para enviar a su compatriota a su primera derrota en el boxeo profesional.

Con su victoria en el MGM Grand Garden Arena, en Las Vegas, Morales se acreditó el cetro vacante de peso superligero del Consejo Mundial.

El peleador tijuanense castigó metódicamente a su rival durante toda la pelea y presentó un mayor poder de puños y mejor técnica sobre el cuadrilátero.

Además la mayor experiencia del apodado "Terrible" Morales fue clave para acreditarse la corona de los pesos superligeros.

A partir de la octava vuelta, Morales impuso mayor castigo a Cano, y al concluir el décimo, el equipo de este último se vio obligado a detener la pelea.

Con su triunfo, Morales deja su registro en 52-7, con 36 nocáuts, mientras que Cano, de 21 años de edad, y clasificado número 12 en las listas del Consejo Mundial, vio caer su marca a 23-1-1, con 18 nocáuts.