Un lote de 74 cartas y 16 postales que el escritor y poeta uruguayo Mario Benedetti (1920-2009) le envió a su hermano Raúl entre 1956 y 1989 fue vendido hoy en Montevideo en una subasta por 45.000 dólares, en medio de una polémica sobre los derechos de los documentos.

Las cartas pertenecían a Raúl Benedetti, hermano menor del reconocido escritor, que falleció el pasado día 3 de septiembre, cuando ya estaba en marcha el proceso de venta impulsada por él mismo hace un par de meses para recaudar fondos y producir un documental sobre la vida de su hermano, según explicó a Efe la responsable de la subasta, Daniela Boquete.

La venta, a la que acudió poco público y que se adjudicó un único ofertante anónimo, coincidió con el aniversario del nacimiento del autor de "La tregua" o "Táctica y estrategia".

"Esta subasta fue voluntad de Raúl Benedetti, esto fue lo único que le quedó de su hermano y ya en 2009 expresó su opinión de querer venderlo y me ofreció el remate. Él mismo pidió que fuera el 14 de septiembre en homenaje a su hermano", añadió Boquete.

La responsable de la venta se reservó sin embargo revelar la identidad del propietario actual de las cartas, que fueron entregadas por Raúl Benedetti, que no tenía herederos, antes de su fallecimiento.

"No estoy autorizada a dar el nombre del propietario, pero Benedetti también designó personalmente a quien pudiera tener las cartas y seguir con la subasta", dijo.

En sí, las cartas, algunas mecanografiadas y otras escritas de puño y letra por el escritor, relatan las experiencias cotidianas de Benedetti en sus viajes por el mundo y están fechadas en lugares tan dispares como Palma de Mallorca, México, Helsinki, Cuba o Washington.

"Sin embargo, tienen una particularidad, pues generan una historia y hay un hilo conductor que comunica las experiencias de él, como vivió en cada país, como ve la situación, como mira Uruguay desde el exterior. No es solo una comunicación familiar, son un análisis político y cultural del momento", explicó Boquete.

Esta subasta generó controversia con la Fundación Mario Benedetti, heredera de los derechos de la obra del escritor y que ya mantuvo una pugna con Raúl Benedetti tras su muerte por el reparto de la herencia.

"Nosotros hemos consultado con abogados. Si bien la Fundación prohibió que se difundieran, las cartas son propiedad de Raúl y no le pueden prohibir eso, ya que son cartas íntimas y no la obra publicada", indicó Boquete, quien además pidió a los posibles compradores que consultaran con sus abogados antes de hacer público su contenido.

La Fundación Mario Benedetti, que hoy festejó el aniversario del escritor con la entrega de unos premios literarios y de defensa de los derechos humanos en su nombre, se refirió apenas al asunto y se limitó a decir por boca de su secretario, Ariel Silva, que Benedetti en vida ya había mostrado su rechazo a que sus cartas privadas fueran vendidas.