La superioridad de los Filis de Filadelfia quedó reflejada en el Minute Maid Park de Houston, donde se convirtieron en el primer equipo de las Grandes Ligas que consigue su paso a la fase final del campeonato después de ganar por blanqueada de 1-0 al equipo local de los Astros.

Los Filis (95-51), líderes del Este de la Liga Nacional, aseguraron al menos el boleto de comodín y sellaron su entrada a la fase final por quinto años consecutivo, en el partido disputado ante el peor equipo de las mayores.

El equipo de Filadelfia, que había perdido tres partidos consecutivos, necesitaba un triunfo sobre los Astros o una derrota de los Cardenales de San Luis para asegurar el pase a la fase final.

Los Cardenales vencieron por 3-2 a los Piratas de Pittsburgh y los Filis se vieron obligados a ganar para no depender del equipo de San Luis.

El abridor Roy Halladay, de nuevo aspirante al premio Cy Young de la Liga Nacional, lanzó pelota de seis imparables para los Filis en lo que fue el octavo partido completo de la presente temporada.

Halladay (18-5) encontró la manera de superar los problemas que se le presentaron en el segundo y séptimo episodio para quedarse con la victoria.

El abridor estelar de los Filis espació seis imparables, dio una base por bolas y abanicó a siete bateadores rivales para dejar en 2.34 su promedio de efectividad, además de llegar a la vigésimo blanqueada de su carrera profesional.

La única carrera del partido y la del triunfo de los Filis la produjo el tercera base dominicano Plácido Polando con sencillo impulsador que llegó al jardinero central Shane Victorino a la registradora después de haber pegado un doble.

La derrota fue para el abridor derecho Bud Norris (6-10), que trabajó de forma brillante siete entradas y cedió sólo cuatro imparables, dos de ellos en la primera cuando los Filis anotaron la única carrera del partido.

Norris dio tres bases por bolas y retiró a tres bateadores por la vía del ponche.