El expresidente de Colombia, Álvaro Uribe, dijo hoy en Asunción que la reducción de la pobreza debería tenerse en cuenta en América Latina para aumentar la demanda interna y contrarrestar un eventual impacto de la crisis de la deuda en Europa y Estados Unidos.

"Hay que pensar que tenemos un mercado de 600 millones de habitantes en la región latinoamericana y el Caribe, una población muy joven, unos sectores todavía muy pobres que hay que reivindicar y que se pueden convertir en un gran factor de dinamismo interno de la economía", señaló Uribe.

El exgobernante colombiano se expresó así al ser consultado durante la rueda de prensa que ofreció en esta capital sobre los posibles efectos negativos de una recesión en algunos países de la Unión Europea o en Estados Unidos.

Uribe destacó que "la superación de la pobreza es la mejor solución económica" ante una posible sacudida de la economía de los países desarrollados, "porque se convierte en un factor de mucha agregación de demanda".

"Una eventual crisis norteamericana, que ojalá no la dejen llegar, o Europea, que ojalá no se generalice, podría disminuir las compras de productos chinos o asiático", refirió Uribe, al advertir que la repercusión directa de este fenómeno en Latinoamérica será la caída de las ventas.

Sin embargo, el exgobernante recordó que los países de la región "pasaron bien la crisis (financiera global) de 2008 y 2009", además de sortear la hiperinflación y no haber incurrido en situaciones de riesgo con su deuda exterior.

No obstante, sostuvo que no hay que perder de vista que la fortaleza de muchos países latinoamericanos radica en los buenos precios de las materias primas, por lo que infirió la necesidad de agregar "valor" a estos productos.

Uribe, que habló con los periodistas en un hotel de Asunción, donde por la mañana abrió el seminario internacional "Exponegocios 2011", reafirmó además su rechazo a la legalización de las drogas en algunos países como forma de combatir el narcotráfico.

"El mundo ha cometido un gran error cuando muchos hablan de la legalización. Muchos países ya legalizaron el consumo (de drogas) y eso lo que ha hecho es ayudar a que avance la impunidad de la distribución", indicó el exmandatario, que también habló de las medidas que aplicó durante su mandato contra el crimen organizado, la inseguridad y la guerrilla.

Uribe llegó el pasado domingo a Asunción y el mismo día se reunió con el presidente Fernando Lugo y hoy lo hizo con el vicepresidente del país, Federico Franco, en la sede donde se celebra el seminario, en el que participarán igualmente expositores de Estados Unidos, Chile, México, Brasil y España.