La medallista mundial Paola Espinosa dijo el sábado estar "triste y decepcionada" con los dirigentes mexicanos porque el país aún no conformó su equipo nacional de clavados para los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011.

Los dirigentes de la Federación Mexicana de Natación habían dicho que se realizaría un selectivo la primera semana de septiembre, pero luego lo descartaron y hasta ahora el país anfitrión sigue sin definir a sus participantes en la justa continental que arranca el 14 de octubre.

"Me siento muy decepcionada y triste de todas las personas que hacen posible que vayamos porque no hay un proceso selectivo claro", dijo Espinosa a The Associated Press. "Un día dicen una cosa, al siguiente otra y nosotros no podemos tener buen plan de entrenamientos".

Espinosa, de 25 años, es quizá la mejor deportista de la delegación de 617 atletas que competirán por México en los Panamericanos.

La clavadista viene de ganar la medalla de bronce en la plataforma de 10 metros del pasado campeonato mundial, su tercer metal en la justa del orbe. Además, fue bronce en sincronizados de 10 metros en los Olímpicos de Beijing 2008.

"Es una cuestión que afecta... Nosotros los deportistas siempre somos los más perjudicados, pero parece que así son las cosas en México y hay que atenernos a eso", dijo la atleta. "Yo me siento triste por esta toma, o falta de toma de decisiones, pero no podemos hacer nada más que entrenar".

Espinosa ya tiene asegurado su lugar en el equipo, pero sólo en la prueba de plataforma de 10 metros luego de su tercer lugar en el Mundial. No se sabe quiénes participarán en el resto de las pruebas.

"Desde un principio debieron decidir un proceso justo para todos, para poder prepararnos para pruebas en específico, ya saber en qué pruebas vas porque de lo contrario no sabemos a que atenernos y nos afecta mucho el no saber lo que está pasando", añadió.

La mexicana dijo que le gustaría tomar ventaja de su buen nivel para tratar de igualar lo que consiguió en los Panamericanos de Río de Janeiro 2007, donde se colgó dos oros en trampolín de tres metros (individual y sincronizado) y uno más en plataforma de 10 metros individual, además de una plata en sincronizados de plataforma.

"No lo descarto, es algo que yo quisiera", dijo. "Aunque la competencia cada vez es más fuerte yo entreno con la mentalidad de tener oro en cada prueba. Espero que me vaya bien, pero el oro no está seguro para nadie, ni siquiera para mí".