El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, y líderes de la oposición se unieron hoy a miles de fieles que celebraron en la isla de Margarita los cien años de la coronación canónica de la Virgen del Valle como patrona de los pescadores en el país.

"A tus cien años, Virgencita del Valle, bendice y llena de paz, de amor y de justicia social el camino de Venezuela! Eres una Virgen Patria!!", escribió hoy Chávez en su cuenta de Twitter mientras se recupera de una intervención quirúrgica a la que se sometió en junio pasado para extirparle un tumor canceroso.

Minutos antes publicó otra petición a la patrona de los marineros: "A tus cien años, Virgencita del Valle nuestra, danos salud, justicia social, paz perpetua y 'la mayor suma de felicidad' a los Venezolanos!!".

Además, el jefe de Estado decretó este día como de "júbilo nacional" en honor a la Virgen "como un reconocimiento del Gobierno Bolivariano y de su pueblo católico, ungidos de una profunda fe cristiana".

En las celebraciones, que se llevan a cabo en La Asunción, en la isla de Margarita (noreste), participan varios de los líderes de la oposición venezolana, como los precandidatos a la Presidencia de Venezuela Henrique Capriles, María Corina Machado y Pablo Pérez.

También asistió el opositor Leopoldo López, que espera la decisión de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) sobre la sanción administrativa que le impide ejercer cargos políticos.

"La Vallita", como se le conoce popularmente, recibió hace 100 años la corona que simboliza la realeza de la Virgen María aprobada en ese entonces por el papa San Pío X.

Según los medios nacionales, alrededor de 50.000 fieles están concentrados en la isla de Margarita para participar en los actos conmemorativos de este centenario y visitar el santuario de la Virgen del Valle, situado en el valle de Margarita.

Durante esta conmemoración, que se extiende durante todo el día, la Virgen del Valle también recibió un rosario de oro enviado por el papa Benedicto XVI.

Las autoridades regionales dispusieron una explanada de 55.000 metros cuadrados y más de 2.000 integrantes de cuerpos de seguridad y sanidad nacional para recibir a los seguidores de la Virgen.