Las demandas estudiantiles por una educación justa, gratuita y de calidad, disminuyeron en tres puntos la aprobación del presidente Sebastián Piñera de agosto, a un 27%, y aumentaron en cuatro puntos la desaprobación, a un 68%, según una encuesta difundida el lunes.

La encuesta mensual de Adimark consultó telefónicamente a 1.112 personas en todo el país, y su margen de error bordea el 3%, según la ficha técnica del estudio.

Las movilizaciones estudiantiles, con marchas, paros y tomas de escuelas o campus universitarios se prolongan hace más de tres meses, lapso que coincide con el fuerte declinar en la aprobación presidencial y del gobierno. El 76% de los consultados dijo respaldar las exigencias de los jóvenes y un 76% rechaza la forma en que el gobierno ha llevado el conflicto.

La baja aprobación del 27% de Piñera coincide con la encuesta del Centro de Estudios Públicos, pro oficialista, que a comienzos de agosto la ubicó en un 26%, la cifra más baja obtenida por un Presidente en los 20 años de democracia.

El estudio indica que el gobierno tiene un rechazo mayor al de Piñera, un 25% y su rechazo se eleva al 70%.

Los puntos que faltan para completar el 100% corresponden a las respuestas no sabe-no responde, dijo Adimark.

Las áreas peor evaluadas en el manejo gubernamental son la educación, con un 81% de desaprobación, y la delincuencia, con 80%.

Las coaliciones políticas no obtuvieron mejores resultados. La coalición derechista de Piñera es aprobada por un 22%, y a la alianza de oposición de centroizquierda sigue pegada en un 17%.

Los chilenos también parecen desencantados con las instituciones políticas como la Cámara de Diputados, respaldada por apenas un 20% , y el Senado, con un 24%.