Estuvo a punto de pasar al Inter, pero el jugador argentino Rodrigo Palacio se declaró feliz de haberse quedado en el Genoa y de haber renovado su contrato por otro año, hasta el 2014, informó el viernes el club.

El atacante de 29 años recibió un aumento de su sueldo anual, pasando de un millón de euros a 1,4 millones (1,9 millones de dólares), pero Palacio aclaró que "no fue por el dinero que decidí quedarme".

"En mi decisión de quedarme fueron fundamentales los testimonios de efecto que he recibido, que no niego que me han conmovido", afirmó el ex delantero de Boca Juniors.

"Mis compañeros me hicieron comprender que querían que me quedara y ahora daré todo por estos colores, por los tifosi y el club", concluyó.