Una vez más la figura del cerrador panameño Mariano Rivera surgió en los momentos más tensos y claves del partido para silenciar a los bateadores estelares de los Medias Rojas de Boston y asegurar la victoria por 4-2 de los Yanquis de Nueva York en el duelo de equipos punteros de la División Este de la Liga Americana.

Rivera ponchó a al primera base mexicano Adrián Gonzalez con dos "outs" en la pizarra del noveno episodio y las bases llenas de corredores de los Medias Rojas.

Antes el receptor Russell Martin, en la parte alta de la séptima entrada, pegó doble impulsador de dos carreras, incluida la de la ventaja que anotó el venezolano Jesús Montero, que hizo su debut con los Yanquis como bateador designado para irse de 4-0.

El racimo de tres carreras conseguido por los Yanquis en el séptimo episodio lo cerró el propio Martin al anotar con sencillo impulsador del emergente Eric Chávez.

Rivera salió en el noveno para ser el sexto lanzador de los Yanquis y aunque permitió que se le llenasen las bases con un hit permitido y dos bases por bolas, al final mostró toda su clase, control y experiencia para retirar a González y asegurar la victoria con el trigésimo sexto salvamento de la temporada.

La victoria iba a ser para el relevista Cory Wade (3-0) que sacó el tercer "out" del sexto episodio.

El mexicano Alfredo Aceves (9-2) salió para los Medias Rojas y en el sexto escapó del peligro de tener las bases llenas, pero en el séptimo permitió tres carreras que lo iban a dejar con la primera derrota como relevista después de haber ganado 18 salidas consecutivas del "bullpen".

La derrota dejó a los Medias Rojas con marca de 83-53, medio juego por delante de los Yanquis (82-53), para seguir de líderes en la División Este de la Liga Americana.