Los peloteros dominicanos Adrián Beltré, Carlos Villanueva y Pedro Strop, junto con el venezolano Andrés Blanco fueron protagonistas al salir de las listas de lesionados y de transferibles, respectivamente, para volver a la actividad con sus equipos.

El tercera base Beltré recibió la buena noticia de ser sacado de la lista de lesionados por parte de los Vigilantes de Texas para tener la oportunidad de volver a la competición activa y tratar de a ayudar a su equipo a revalidar el título de la División Oeste de la Liga Americana.

Beltré, de 32 años, bateó .276 con 20 jonrones y 76 remolcadas en 100 partidos, antes de lesionarse la corva izquierda el pasado 22 de julio en un partido contra los Azulejos de Toronto.

Por su parte, el jugador de cuadro venezolano Blanco superó por segunda vez la lista de lesionados después de haber tenido problemas en la parte baja de la espalda.

Mientras, los Azulejos también sacaron de la lista de lesionados de 15 días a Villanueva, el lanzador derecho dominicano, y para hacerle espacio en la plantilla de los 40 jugadores dieron de baja al relevista Brian Tallet.

Villanueva, que ingresó a la lista de los lesionados el pasado 4 de agosto, con un dolor en el antebrazo derecho, tiene marca de 6-3 y una efectividad de 4,24 en 26 partidos que ha lanzado, incluidos 13 como abridor.

Por su parte, los Orioles de Baltimore reclamaron a Strop de la lista de transferibles de los Vigilantes para completar el traspaso con el relevista Mike González.

Strop, de 26 años, tiene marca de 0-1 con 3,72 de efectividad en 11 salidas para los Vigilantes en lo que va de temporada. Además logró un promedio de carreras limpias de 3,59 en 39 salidas por Triple-A Round Rock, en el 2011.

El lanzador derecho lleva 19-15 con efectividad de 3,79 en 202 juegos de liga menor en la organización de los Rockies de Colorado y la de los Vigilantes.

Strop, en 33 salidas en las Grandes Ligas durante las tres temporadas que ha pertenecido a los Vigilantes, estableció una marca de 7,24 de promedio de efectividad.

Antes de convertirse en lanzador, en el 2006, Strop fue torpedero en los primeros cuatro años como profesional en el béisbol de las Grandes Ligas.