Su nombre aún no es conocido para el gran público pero eso está a punto de cambiar para Jessica Chastain, una actriz que ha tenido que aguardar su momento y que en este año ve recompensado su esfuerzo con el estreno de siete películas, incluida "The Debt", que llega hoy a las salas de EEUU.

El destino ha sido así de caprichoso con esta pelirroja. Rodó "The Tree of Life", de Terrence Malick, hace más de tres años. El filme, tras un largo periodo en postproducción, se hizo en mayo con la Palma de Oro del Festival de Cannes.

En la actualidad otro de los trabajos de Chastain, "The Help", una cinta sobre las injusticias sociales a las que se vio sometida la población de raza negra en la sociedad de Misisipi (EEUU) en la década de 1960, lleva dos semanas seguidas en lo más alto de la taquilla estadounidense.

Y su rostro, poco a poco, empieza a resultar familiar.

"Es una situación muy extraña", admitió la intérprete, de 30 años. "Hasta hace poco sólo me habían reconocido una vez, en un restaurante al que voy desde hace años. Una persona que trabaja allí se acercó y me preguntó si había trabajado en 'The Tree of Life'. Desde entonces me ha ocurrido más a menudo, pero está resultando muy agradable", añadió.

Se tendrá que ir acostumbrando a ello porque por delante tiene los estrenos de "Take Shelter" (a finales de septiembre), "Texas Killing Fields" (octubre, de nuevo con Worthington), "Coriolanus" (diciembre) y "Wilde Salome" (la nueva cinta de Al Pacino como director), sin contar la nueva película -aún sin título oficial- de Malick y en la que también interviene el español Javier Bardem.

Hoy Chastain ataca de nuevo con "The Debt", un thriller de suspense con un reparto que incluye a Helen Mirren, Sam Worthington y Tom Wilkinson. La cinta, tras exhibirse en el Festival de Cine de Toronto el año pasado, tuvo que aguardar en la nevera un año tras la compra del estudio Miramax por parte de Disney.

"Es la mejor actriz del momento", dijo de ella Worthington en una reciente charla con un grupo reducido de medios, entre ellos Efe.

El filme narra la relación entre tres agentes secretos retirados del Mossad, venerados durante décadas en Israel por una misión que llevaron a cabo en 1966, cuando dieron caza a un criminal nazi, pero cuando sale a la luz una revelación en torno a aquella misión, la integridad de sus protagonistas queda en entredicho.

La historia cuenta los hechos en 1966 con los rostros de Chastain, Marton Csokas y Worthington, cuyos personajes son encarnados en su madurez por Mirren, Ciarán Hinds y Wilkinson, respectivamente.

"Helen fue realmente generosa conmigo. Hablamos del pasado de nuestro personaje, los gestos que podíamos tener en común, los detalles que podíamos compartir. Es un ídolo para mí, sólo puedo soñar con una carrera como la suya", dijo la actriz sobre el rol que comparten, Rachel, una mujer superada en ocasiones por la misión que debe completar y que se debate entre el amor de sus dos compañeros.

"The Debt" la dirige John Madden (candidato al Óscar por "Shakespeare in Love") con un guión de Matthew Vaughn, Jane Goldman y Peter Straughan, basado en el filme israelí "Ha-Hov".

"Esta película tiene los elementos dramáticos que me atraen como espectadora. El triángulo amoroso, la tristeza y la fatalidad que lo rodea, son cosas que me emocionan", comentó la actriz, que ha visto cómo su carrera enlazaba un proyecto tras otro gracias a las recomendaciones de sus directores.

Se puede decir que Pacino fue su "padrino". Con él se subió a las tablas para la obra de teatro en la que se basa la película que han rodado juntos, y él fue quien llamó a Malick para recomendarle que probara a Chastain para su papel en "The Tree of Life".

Meses después, fue el propio Malick quien recomendó a Madden que contara con ella para "The Debt" e hizo lo propio con Steven Spielberg, propietario de DreamWorks, para "The Help".

Por Antonio Martín Guirado