El diputado opositor guatemalteco Marino Rayo, quien buscará la reelección en las elecciones del próximo 11 de septiembre, reconoció hoy haber plagiado un editorial publicado en el diario argentino La Nación, el cual publicó con su firma en una columna de opinión del local diario La Hora.

"Tengo que reconocer mi error. Me abochorna y avergüenza la equivocación. No hay excusas, cometí un error enorme y estoy dispuesto a asumir las consecuencias morales y legales", dijo Rayo a medios locales tras hacer sido evidenciado.

El "copy paste" del legislador, integrante del bloque del derechista Partido Unionista, fue dado a conocer hoy por el diario Prensa Libre, que publica el editorial de La Nación argentina publicado el pasado 30 de enero y la columna de Rayo aparecida en la edición de La Hora del 17 de agosto.

"Antes que diputado soy humano", dijo el parlamentario en su disculpa, y destacó que la copia de la editorial del diario argentino fue cometida por las presiones de trabajo a que está expuesto.

El gazapo de Rayo, quien ha sido diputado al Congreso por tres legislaturas consecutivas y que en las próximas elecciones buscará un cuarto período, ha sido objeto de burlas y recriminaciones en las redes sociales de Internet por decenas de guatemaltecos.