La actriz Vanessa Redgrave dijo el martes que los intentos de una autoridad local de desalojar a un grupo de travellers irlandeses de un lugar donde habitan desde hace años es una violación de sus derechos.

La autoridad dijo a los residentes de Dale Farm, al este de Londres, que abandonen el lugar voluntariamente el miércoles a más tardar, caso contrario los desalojaría a la fuerza en la próxima semana.

Los travellers (viajeros) irlandeses llevan una vida similar a los gitanos, aunque pertenecen a otra etnia. Tradicionalmente son nómades, pero suelen asentarse en algún lugar durante varios años. Algunos Travellers vivían en el lugar desde hacía varias décadas, pero las autoridades dijeron que los arribados en 2001 no tenían autorización para asentarse allí.

Tony Ball, titular del concejo municipal de Basildon, dijo en un comunicado que se intentó evitar el desalojo forzoso de los residentes, pero ahora considera que no le queda otra opción. Dijo que el concejo no se opone a su forma de vida, pero que no se han cumplido las disposiciones municipales en el liguar situado 50 kilómetros al este de Londres.

Tras una serie de pleitos, una corte resolvió el mes pasado que las 240 personas asentadas ilegalmente en el lugar deben desalojarlo en 28 días.

Redgrave, que hace campañas por los gitanos y travellers en el mundo, visitó el sitio el martes y dijo que "habrá vidas arruinadas" si se produce el desalojo.