La Confederación de Federaciones Universitarios chilenas (Confech) aceptó hoy la invitación a dialogar que el presidente del país, Sebastián Piñera, hizo el pasado viernes, en un nuevo intento de resolver las movilizaciones que los estudiantes mantienen desde hace tres meses.

"Esto no constituye ni una mesa de trabajo ni de diálogo", advirtió sin embargo Camila Vallejo, presidenta de los estudiantes de la Universidad de Chile y la líder más emblemática del movimiento estudiantil, para quien solo se trata de "un primer acercamiento" en el que esperan emplazar "cara a cara" al mandatario.

La aceptación del diálogo fue informada en la madrugada de este domingo en la ciudad de Temuco, a 672 kilómetros al sur de Santiago, donde la Confech celebró una maratoniana reunión para definir sus pasos futuros, en el marco de sus demandas por una mejor educación pública, gratuita y de calidad.

Piñera llamó al diálogo tras un paro nacional de dos días convocado por la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), que dejó un adolescente muerto, 153 policías y 53 civiles heridos, 1.394 detenidos y daños cuantiosos a causa de disturbios que incluyeron barricadas, saqueos, robos y destrucción de la propiedad, según el balance oficial.

En ese marco, el mandatario conservador pidió crear "un clima de paz y no de guerra" para resolver los problemas del país y antes que los universitarios, su llamado había sido acogido por el Colegio de Profesores.

Al advertir Camila Vallejo que la primera reunión, que se celebrará el martes 30 en La Moneda, no constituye una mesa de trabajo, sino solo un primer acercamiento, precisó que para dialogar es "vital" que el gobierno responda una carta con "los doce puntos claves" del movimiento, que le enviaron el pasado martes.

La dirigente condicionó además el diálogo a que "se termine la represión (policial)" que, a su juicio, ha sufrido el movimiento estudiantil y que "se frene el ingreso al Parlamento de los proyectos de ley sobre los cuales no han sido consultados los actores sociales".

"Esperamos que el presidente demuestre voluntad política para avanzar en estos puntos". "Queremos hacerle este mismo emplazamiento cara a cara", remachó.

Giorgio Jackson, presidente de los estudiantes de la Universidad Católica, coincidió en que este es "un primer acercamiento" y expresó su esperanza de que el gobierno "dé un esquema de cómo se van a abordar" los planteamientos estudiantiles, "que cuentan con una amplia mayoría ciudadana", dijo.

"Más allá de anuncios por la prensa, queremos saber si existe voluntad política o solo se trata de una invitación para salir del paso", manifestó.

En su reunión de Temuco, la Confech decidió además declarar "día de duelo nacional" por la muerte del joven Manuel Gutiérrez, abatido de un disparo en el sector santiaguino de Macul durante el paro nacional.

Jackson afirmó que pedirán que el hecho "no quede impune y que se actúe con todo el rigor de la ley" y demandó que Eduardo Gordón (General Director de Carabineros) y Rodrigo Hinzpeter (ministro del Interior) "se hagan cargo de lo que fue la destrucción de una familia".

Carabineros ha negado versiones de familiares y amigos del joven de que el disparo mortal provino de un arma policial, mientras el funeral de Manuel Gutiérrez está previsto para este domingo en un cementerio evangélico de Santiago.