El abridor novato Wade Miley vivió su noche especial en Washington después de lanzar seis entradas para los Cascabeles de Arizona y conseguir el primer triunfo en las grandes ligas al vencer su equipo por 8-1 al local de los Nacionales.

Miley (1-1) recibió todo el apoyo que necesitaba por mediación de Chris Young y Paul Goldschmidt, que pegaron sendos jonrones, para ayudar a los Cascabeles a concluir una gira fuera de su campo con la tercera victoria consecutiva.

Los triunfos conseguidos por los Cascabeles (72-59) los consolida en el primer lugar de la División Oeste de la Liga Nacional, dos juegos y medio de ventaja sobre los Gigantes de San Francisco (69-61), que esta noche juegan contra los Astros de Houston.

Miley, de 24 años, cedió cinco imparables, dio cuatro bases por bolas y retiró a otros cuatro bateadores por la vía del ponche, en lo que fue su segundo partido en las mayores.

Aunque tuvo algunos problemas, al final supo manejar bien la recta y cambios de velocidad para superar al bateo de los Nacionales, que nunca pudieron hacerle daño de verdad.

El buen trabajo que ha realizado el pitcheo de los Cascabeles le permitió al equipo de Arizona concluir la gira con marca de 4-6 y recuperado el poder del bateo, que había entrado en plena crisis.

La aportación del bateo latino volvió a estar presente para los Cascabeles con el receptor venezolano Miguel Montero, que se fue de 5-3, anotó dos carreras e impulso una.

Mientras que su compatriota, el jardinero izquierdo Gerardo Parra tuvo de 5-2 con anotación.

La derrota se la quedó el abridor John Lannan (8-10), que trabajó seis entradas, en las que espació siete imparables con dos carreras limpias permitidas, dio dos bases por bolas y sacó dos ponches.