Seis carabineros resultaron heridos de bala y 108 personas fueron detenidas durante los disturbios desatados esta madrugada en Santiago y otras ciudades chilenas al finalizar la primera de dos jornadas de paro convocadas por la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), según fuentes oficiales.

El subsecretario del Interior, Rodrigo Ubilla, precisó que 71 personas fueron detenidas en Santiago y 37 en otras regiones.

De los detenidos en Santiago, diecisiete fueron sorprendidos saqueando locales comerciales y otros diez cometiendo robos, dijo a los periodistas el funcionario, quien añadió que 285 autobuses de transporte público resultaron dañados por grupos de encapuchados que durante toda la jornada mantuvieron escaramuzas con los carabineros.

Los detenidos esta madrugada se suman a otros 348 arrestados el miércoles cuando comenzó el paro de la CUT, el principal grupo sindical del país, con el apoyo de unas 80 organizaciones gremiales, sociales, estudiantiles y políticas, bajo una variopinta plataforma de reivindicaciones.

Según los Carabineros, 42 de sus agentes resultaron heridos en los incidentes, seis de ellos por disparos, mientras que Ubilla aseguró carecer de información acerca de civiles lesionados.

Algunos de los incidentes más graves ocurrieron en la población de La Pincoya, en el área norte de Santiago, donde dos oficiales de carabineros fueron alcanzados por disparos durante un ataque contra la comisaría del sector.

Los heridos son el mayor Christian Kunstmann Maier y el capitán Claudio Barrios Oyarzún, que permanecen internados en el hospital institucional.

Otro de los carabineros heridos es el sargento Erickson Mora Bórquez, alcanzado en un incidente ocurrido en el sector de Quinta Normal, en el sector poniente de la capital chilena.

En San Bernardo, al sur de la ciudad, al menos tres supermercados fueron saqueados, mientras en el centro de Santiago una gasolinera fue atacada por una turba de 200 personas y desconocidos incendiaron con cócteles Molotov una caseta de seguridad municipal.

Otro grupo de desconocidos atacó una maestranza ferroviaria y destruyó con bombas incendiarias un vagón de ferrocarril, mientras la Municipalidad de San Ramón, en el área sur de Santiago, también fue saqueada por encapuchados.

También la sede del Colegio de Profesores, una de las organizaciones convocantes del paro, fue atacada por entre 20 y 30 personas que apedrearon el lugar e intentaron quemar el inmueble, situado en el centro de Santiago.

Claudina Núñez, alcaldesa comunista del municipio de Pedro Aguirre Cerda, en el sector suroeste de Santiago, denunció que carabineros de civil trataron de allanar su domicilio, situado en la misma sede municipal, durante la madrugada.

En la mañana de este jueves la policía aún intentaba dispersar a los grupos que levantaron barricadas en diversos puntos de la capital chilena, varios de ellos en el sector céntrico de la ciudad.

No obstante, el ministro de Transportes, Pedro Pablo Errázuriz, aseguró a los periodistas que, al igual que ayer, el funcionamiento del transporte público ha sido prácticamente normal en la capital, de 6,2 millones de habitantes.

Para este jueves están convocadas cuatro marchas por recorridos autorizados por la Intendencia (Gobernación), que confluirán hacia un punto céntrico y se disolverán tras un breve acto, según los dirigentes de la CUT.