La reconstrucción en Libia "necesitará un tiempo" y probablemente se demore aún más que la iniciada en Túnez tras las revueltas populares de principios de año, según dijo hoy el comisario europeo de Comercio, el belga Karel de Gucht.

"El proceso tomará su tiempo", señaló en declaraciones a la radio flamenca De Ochtend (Radio 1) recogidas por la agencia Belga.

De Gucht mencionó el ejemplo de Túnez, donde las conversaciones entre los interesados en participar en la reconstrucción del país se pusieron en marcha justo después de la llamada "revolución de los jazmines".

"Entonces nos dimos cuenta de que todavía no estaban organizados. Creo que esto será incluso más grave en el caso de Libia. Hay que abandonar la idea de que podremos iniciar desde mañana las negociaciones", afirmó.

El titular europeo de Comercio subrayó que los Veintisiete quieren jugar un papel destacado en la reconstrucción del país africano.

En ese contexto, explicó que el Ejecutivo comunitario "está preparado" para participar, aunque subrayó que hace falta que los interlocutores estén también listos.

Según De Gucht, la reconstrucción será esencialmente financiada con los recursos petroleros de Libia.