Tras más de cuatro años de prohibición, el público visitante podrá seguir a su equipo en todas las categorías del fútbol argentino a partir de este fin de semana, en una decisión relacionada con el revuelo que está causando River Plate en su inédito paso por la segunda división.

La determinación de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) favorece a las cuatro categorías del ascenso, cuyos hinchas visitantes tenían prohibido el ingreso a los estadios. Esa medida no afectaba a los clubes de primera división.

Pero River perdió la máxima categoría y ya se anunciaba un apoyo masivo de sus fanáticos en la denominada B Nacional. Entonces, en su reciente debut como visitante con Independiente Rivadavia, ese club de Mendoza desafío la prohibición y vendió entradas a unos 15.000 hinchas de River con el artilugio de que eran "neutrales".

Ante la virtual imposibilidad de frenar a los hinchas de los "Millonarios", la AFA decidió dar vía libre a los simpatizantes de todos los equipos, aunque con algunas restricciones, entre ellas que el club que no tenga el estadio en condiciones deberá resignar su localía.

"Es una buena noticia el regreso de los hinchas a la cancha", dijo el presidente de la AFA, Julio Grondona en la noche del martes, cuando se anunció la medida.

Alineados detrás de Grondona, titular de la AFA desde hace 32 años, ningún dirigente rechazó esa medida. Mucho menos el presidente de Independiente Rivadavia, Daniel Vila, el único que está enfrentado públicamente con Grondona y que fue el que abrió las puertas a River para que reciba aliento cuando juegue como visitante.

La decisión de prohibir el acceso de público visitante en todas las categorías de ascenso se tomó en julio de 2007 luego de la muerte de un hincha tras un partido entre Nueva Chicago-Tigre, por la Promoción, además de otros hechos de violencia dentro y fuera de las canchas.

"¿Qué cambió en cuatro años para que los hinchas visitantes puedan ir ahora a las canchas y antes no? Si la política de Estado para combatir la violencia y la inseguridad sigue tan ausente como siempre", dice el diario Clarín.

"El cambio fue uno solo", agrega ese diario. "Descendió River. Y River el boom (y el negocio) River, les abrió los ojos a todos los que lo tenían cerrados".

River, uno de los líderes del Nacional B junto con Rosario Central, ambos con seis puntos, recibirá el sábado a Desamparados de San Juan.