Oscar coronó una tripleta de goles con una perla en la prórroga para darle a Brasil su quinto cetro en una Copa Mundial Sub20 al vencer el sábado 3-2 a Portugal en una vibrante final.

El tercer gol de la noche de Oscar puso signos de exclamación a un reñido partido entre dos rivales que comparten el mismo idioma y que se encontraron en una final después de 20 años.

A los 111 minutos, Oscar anotó un brillante tanto al clavar la pelota al ángulo superior del segundo palo tras darle un efecto combeado que hizo inútil el vuelo del arquero portugués Mika.

Oscar abrió la cuenta a los cinco minutos con un remate de tiro libre a los cinco minutos y también facturó a los 78 al aprovechar un rechace de Mika.

El espigado volante brasileño se encargó de acabar con la imbatibilidad de Mika, quien había llegado a la final con el arco invicto.

Portugal estuvo a 12 minutos de salir campeón, ya que le había dado la vuelta al marcador con los goles de Alex a los nueve minutos y Nelson Oliveira a los 59.

Brasil sumó su quinto campeonato en la categoría, luego de los conseguidos en 1983, 1985, 1993 y 2003. Quedó segundo en la lista histórica, detrás de los seis de Argentina. La supremacía sudamericana en los torneos se acentúa, puesto que han atrapado ocho de los últimos diez títulos.

"El pentacampeonato premia una excelente campaña y nos pone a la altura de la selección principal", dijo el técnico brasileño Ney Franco al aludir a los cinco títulos del Scratch.

Portugal, en cambio, no pudo repetir el festejo tras sus consagraciones en 1989 y 1991.

"Saludo a Brasil como campeón, pero el resultado no es justo", afirmó el entrenador portugués Ilidio Vale. "Brasil es un feliz ganador y Portugal un infeliz perdedor".

Bajo la batuta de Franco, un entrenador de verbo humilde y que siempre dio con la tecla con sus variantes, Brasil es un campeón con todas las reglas del torneo disputado en Colombia.

"Sabíamos que sería un partido complicado. Portugal era un equipo serio", indicó Franco.

La Verdeamarela exhibió pegada (18 goles), un juego sobrio en su mediocampo y una zaga que minimizó su cuenta de errores.

Henrique fue proclamado como el mejor jugador del torneo y también fue su máximo cañonero con cinco dianas. Otros tres brasileños anotaron tres veces: Philippe Coutinho, Dudu y Oscar.

Brasil aprovechó un inicio vacilante de la defensa de Portugal para adelantarse.

Oscar ejecutó un distante tiro libre. Sin que nadie hiciera contacto, la pelota pasó mansamente dentro del área hasta entrar al fondo de las redes.

Así, finalmente, alguien logró romper el candado que Portugal había puesto en su arco, donde Mika hilvanó 574 minutos sin recibir goles.

Portugal también se quedó corto por 15 minutos de eclipsar el récord absoluto de 634 minutos consecutivos sin encajar goles en un Sub20, que el mismo Brasil fijó entre 1985 y 1987.

Bajo una llovizna en el estadio de El Campín, Portugal reaccionó al cachetazo de inmediato con una galopada de Nelson Oliveira por la derecha que terminó en un centro que Alex nada más que tuvo que empujar al fondo.

Lo que se apreció después no fue nada placentero para Brasil, ya que Portugal se recompuso y puso manos a la obra a lo que mejor ha hecho en el torneo: asfixiar al rival.

Con dos líneas de cuatro bien paradas y una marca pegajosa, el circuito ofensivo brasileño se atascó al insistir por el medio.

Las imprecisiones y pérdidas de balón de Coutinho fueron evidentes, mientras que Henrique y Willian no recibían pelotas para generar peligro.

Portugal dependía exclusivamente de Nelson, su solitario hombre en punta, y durante el transcurso del duelo el volante Saná y el zaguero Cedric se lesionaron. Pero fueron implacables en las pocas llegadas que tuvieron.

"Fue un juego abierto. Portugal no se defendió tanto como pensamos", declaró Franco.

Los cambios de Franco no se hicieron esperar con los ingresos de Negueba por Willian y Allan por Gabriel Silva al comenzar el segundo tiempo.

Pero Oliveira fue quien se encargo de desnivelar con otra larga carrera por la derecha. Con dos zagueros siguiéndole la pista y prácticamente sin ángulo, hizo la única que podía al jalar el gatillo con un remate rasante hacia el segundo palo. No parecía inquietante para Gabriel, pero el arquero brasileño no supo atajar.

Con la soga en el cuello, Brasil no se dio por vencido y logró el empate a fuerza de tesón. Dudu, el súper suplente de Franco, enganchó por la izquierda y sacó un remate que Mika apenas pudo rechazar, dejando la pelota a los pies de Oscar para el 2-2 que obligó una prórroga.

Portugal estuvo cerca de irse arriba a los 97, pero Caetano no supo definir en un mano a mano con Gabriel y luego Oscar se encargó de sentenciar el duelo con su disparo bombeado que Mika apenas pudo rozar con la punta de los dedos.

___

Alineaciones:

BRASIL: Gabriel, Danilo, Bruno Uvini, Fernando, Juan, Gabriel Silva (Alan, 46), Casemiro, Oscar, Philippe Coutinho (Dudu, 61), Henrique y Willian (Negueba, 46). Técnico: Ney Franco.

PORTUGAL: Mika, Pelé, Roderick, Nuno Reis, Mario Rui, Cedric (Julio Alves, 57), Danilo, Sergio Oliveira, Pelé, Saná (Ricardo Dias, 100), Alex (Caetano, 82) y Nelson Oliveira. Técnico: Ilidio Vale.

Arbitro: Mark Geiger (EEUU).

___

Eric Núñez está en Twitter en http://twitter.com/EricNunezAP

Los periodistas de Deportes de AP en Español están en http://twitter.com/AP_Deportes