La empresa de energías renovables Enel Green Power (EGP), filial del grupo energético italiano Enel, se ha adjudicado tres contratos para el suministro de energía mediante sendos proyectos eólicos en Brasil, para los que se prevé una inversión total de unos 330 millones de euros.

Según informó hoy EGP en un comunicado, estos tres proyectos, que comprenden una capacidad total de 193 megavatios (MW) y que han resultado ganadores del concurso público brasileño "New Energy" de 2011, se localizan en el noreste de Brasil, en los estados de Bahía, Pernambuco y Río Grande do Norte.

Este último proyecto de energía eólica lo ha presentado EGP en consorcio con la eléctrica española Endesa, de la que Enel es accionista mayoritario.

"Se trata de un importante paso adelante en nuestra estrategia de desarrollo de proyectos de alta eficiencia en un mercado competitivo en rápido crecimiento como es el brasileño", afirma en la nota el consejero delegado y director general de EGP, Francesco Starace.

"Hay óptimas condiciones para un gran desarrollo sostenible de las energías renovables en Brasil y, en este contexto, EGP podrá tener un papel importante, ya sea usando lo mejor posible todas las tecnologías productivas de las que dispone, como contando con una importante sinergia con las empresas del grupo Endesa que operan en el mercado de la energía en Brasil", añade.

Está previsto que estos tres proyectos eólicos entren en funcionamiento en 2014 y que generen hasta 770 gigavatios por hora (GWh) cada año, un volumen energético suficiente para satisfacer el consumo de 500.000 familias brasileñas y hacer frente a la demanda de energía del país, que se espera que aumente a un ritmo de cerca del 5 por ciento cada año.

En virtud de ese concurso público del que ha resultado vencedor, Enel Green Power ha obtenido el derecho a estipular contratos de venta de 20 años de duración de determinados volúmenes de energía eléctrica producida por sus instalaciones eólicas a un conjunto de sociedades de distribución que operan en este mercado.

Según informa la compañía, que recuerda que Brasil se encuentra entre los primeros países del mundo por producción de energías "limpias", ulteriores volúmenes de energía producida se venderán en el mercado libre mediante contratos a largo plazo ya estipulados.

Enel Green Power ya se adjudicó en un concurso público el año pasado tres contratos para la construcción de sendos parques eólicos con una capacidad conjunta global de 90 MW en Brasil, donde además tiene una capacidad hidroeléctrica operativa de 93 MW.