Unete a un partido político y obtén descuentos en comidas, hoteles, gimnasios, joyería y mucho más.

Es la premisa del Partido Revolucionario Institucional (PRI) que busca retornar a la presidencia en las elecciones de 2012.

Boletos de cine, membresías de gimnasios, joyas, tintorerías, hoteles, restaurantes y colegiaturas en escuelas privadas son algunos de los productos y servicios en los que el PRI ofrece descuentos en su lucha por recuperar la base de apoyo en un estado del centro de México.

"No es como comprar los votos," dice Gabriela Monjaraz, coordinadora del programa "Ahorro Familiar". "Es únicamente un programa que se está haciendo para que la gente en general que se quiera ahorra un poquito con los negocios que tenemos lo pueda hacer".

Monjaraz y analistas políticos dicen que no ha habido otro programa de esta magnitud en el país.

El vocero del Instituto Electoral de Querétaro, Gabriel Morales, dijo que no ha recibido una queja lo cual le impide opinar al respecto de la legalidad del programa.

Para el presidente en Querétaro del partido oficialista Acción Nacional, José Luis Báez Guerrero, "no es algo moral o ético que tú le digas a una persona 'te voy a dar un descuento siempre y cuando tengas esta credencial del partido'''.

Informó que junto con sus abogados están analizando si las acciones del PRI son legales.

La leyes federales electorales señalan que los partidos deben "abstenerse de realizar afiliaciones colectivas de ciudadanos". Otra ley estatal señala que se penaliza a aquel que ofrece beneficio con la condición de que voten en determinado sentido, pero solo durante procesos electorales.

El PRI, que gobernó México por 71 años, tiene un historial de maniobras electorales para mantenerse en poder hasta su destitución en 2000. Ahora líderes claman que el partido se ha renovado y se perfila a ganar la presidencia en 2012.

El PRI ha entregado en los últimos meses tarjetas que benefician con descuentos en por lo menos 200 negocios del estado de Querétaro, según Monjaraz. El sitio de Internet del partido lista 110 negocios.

Se han firmado convenios con universidades, preparatorias, hospitales, tortillerías, agencias de viajes, talleres mecánicos y gimnasios, que ofrecen del 10% al 50% de descuento a personas que presenten la credencial de ahorro del partido, la cual obtienen en las oficinas del PRI.

"A los negocios les está llegando gente y la gente está ahorrando en su cartera. Es un círculo virtuoso", dijo Monjaraz.

Para Raymundo Riva Palacio, director y columnista del portal político Eje Central, la tarjeta de descuentos es una "evolución" de la despensa, la canasta básica con comida y productos del hogar que el PRI ofrece en comunidades durante campañas políticas.

"Es la sofisticación que han venido haciendo de programas asistenciales... es un ataque directo a clases medias. Es donde está el voto volátil", expresó.

Dirigentes del PRI en otros estados, como Sonora y Tamaulipas, han dicho que expiden credenciales similares pero por un plazo limitado.

"(El programa) puede estar en el límite de lo delictivo", dijo el analista político José Antonio Crespo. "Puede ser compra de votos, más disfrazada."

El Partido en Querétaro anuncia la credencial en su sitio: "Ahora tu credencial no sólo te identifica como militante de nuestro partido, con ella podrás obtener múltiples beneficios como descuentos y promociones especiales".

Cualquier persona con su credencial de elector puede obtener la tarjeta de "Ahorro Familiar", pero los que se afilien al partido obtienen una credencial con su foto.

Los negocios que firman el convenio con el partido no son necesariamente simpatizantes del partido, advirtió Monjaraz.

"Hay muchos negocios con los que tenemos convenios que son apartidistas", señaló.

Uno de ellos es la Universidad del Valle de México, una de las más prestigiosas del país que cuenta con un campus en Querétaro. Ofrece 20% de descuento en becas, bachillerato, licenciaturas, posgrados, cursos y diplomados de educación continua.

"Lo que nos interesa es ampliar el acceso a la educación superior", respondió la universidad en un correo electrónico. No respondió a una pregunta subsecuente de por qué no ofrecer el descuento al público en general.

La afiliación al partido no garantiza el voto.

El manager de un hotel y un mecánico dijeron a la AP que firmaron el convenio para obtener más clientes, no para apoyar al partido.

Juan Pablo Rodríguez, dueño de un restaurante, dijo que el sí apoya al partido.

"Espero que este programa les ayude a tener más votos", dijo Rodríguez.

Querétaro sostendrá elecciones de diputados y alcaldes en julio, cuando se elige el presidente del país.