Américo Gallego quedó fuera el jueves de la dirección técnica de Colo Colo después de apenas dos partidos del torneo Clausura del fútbol chileno, según coincidentes versiones de prensa.

La irregular campaña de Colo Colo, que fue eliminado por equipos de segunda división en la primera fase de la Copa Chile, tenía en la cuerda floja al timonel, pero la derrota 3-0 el domingo ante Universidad de Concepción sentenció su salida.

Según versiones de la prensa chilena, la salida de Gallegos le costaría unos 250.000 dólares al club más popular de Chile.

El técnico había sido respaldado por el presidente del club y principal accionista Hernán Levy, pero versiones de prensa señalan que la noche del miércoles el directorio decidió prescindir de Gallego.

Colo Colo no jugó en la primera fecha del torneo de Clausura por haber sido suspendido el partido con Cobresal. En la segunda fecha ganó 3-1 a Wanderers, pero el domingo cayó estrepitosamente ante Universidad de Concepción.

Colo Colo gastó para este torneo seis millones de dólares en refuerzos, todos los cuales fueron solicitados por Gallego. El entrenador justificó el mal desempeño del equipo en el pasado torneo Apertura, en el que no se clasificó a los playoffs, alegando que no había elegido al plantel.

Gallego reemplazó a Diego Cagna a fines de febrero, cuando ya había comenzado el Apertura.

En reemplazo de Gallego y en forma interina tomó el primer equipo el técnico de las divisiones inferiores y ex jugador de Colo Colo, Luis Pérez.

Aunque Colo Colo contrató a tres delanteros, Gallego jugaba con un solo hombre en punta, lo que le valió las críticas de la prensa y los hinchas.