La administración Obama impuso restricciones sobre viajes a los diplomáticos sirios en Estados Unidos en respuesta a medidas similares impuestas a los diplomáticos estadounidenses en Siria, informó el miércoles el Departamento de Estado.

La oficina agregó que hasta finales de julio había requerido que el personal de la embajada de Siria en el país obtuviera permiso para viajar fuera de Washington, partes del norte de Virginia y la zona suburbana de Maryland.

Los diplomáticos sirios deben pedir la aprobación con al menos siete días laborales de anticipación para viajes planeados más allá de esa zona.

El departamento agregó que la medida fue tomada porque en julio Siria comenzó a restringir los traslados de diplomáticos estadounidenses en el país después de que el embajador en Damasco visitó a un vecindario bastión de la oposición en medio de una brutal represión del gobierno contra sus disidentes.