La Bolsa de París abrió hoy con un descenso del 0,83 por ciento y su principal indicador, el CAC-40, se estableció en 3.204,1 puntos, frente a los 3.230,9 enteros del cierre de la víspera, en que ganó un 0,25 por ciento.