Un grupo defensor de los derechos civiles interpuso el miércoles una demanda en una corte federal de San Francisco para tratar de detener la práctica de colocar grilletes en pies, cintura y muñecas de inmigrantes acusados de entrar ilegalmente en el país cuando comparecen en una corte de inmigración.

La Asociación Nacional para la Defensa de los Derechos Civiles (ACLU, por su siglas en inglés) argumenta en la querella que tal política viola prohibiciones constitucionales contra castigo cruel e inusual.

Según la demanda, la abrumadora mayoría de prisioneros que comparecen en cortes de inmigración no tienen antecedentes de violencia y no existe riesgo de que huyan. El litigio legal busca obligar al Departamento de Seguridad Nacional a realizar determinaciones individuales sobre quién debe portar grilletes, en lugar de aplicar una política general.

Funcionarios del departamento rechazaron hace comentarios sobre la demanda.