Para Colombia, su relación con Venezuela se centra en el tema de la seguridad y no en el comercial, afirmó la canciller colombiana María Angela Holguín, según una entrevista divulgada el martes.

"Queremos que la relación con Venezuela hoy no se centre tanto en el comercio como en la seguridad", dijo la ministra entrevistada por el diario El Tiempo, al coincidir con los principales voceros de la industria en las dificultades para recuperar el fuerte intercambio bilateral que había hace tres años.

"El comercio es importante, pero la prioridad es la seguridad, la frontera, en eso trabajamos. Todavía no es lo ideal, pero hemos progresado", aseguró.

Recuperar el volumen comercial que tenían los dos países en 2008, por ejemplo, "es una tarea difícil, a veces no soy tan optimista", agregó Holguín.

Luis Carlos Villegas, presidente de la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (Andi), admitió que aunque la relación política entre ambos países ha mejorado en el último año, tal ambiente no se ha traducido en incrementos en el comercio. "Pero también habíamos concluido (en el sector empresarial) que el comercio no es principal interés en la relación con Venezuela, sino la seguridad", dijo Villegas al periódico.

Desde hace años, la extensa frontera colombo-venezolana de más de 2.000 kilómetros de extensión, en ciertos sectores desolada, ha sido escenario del paso de contrabandistas, narcotraficantes y guerrilleros, pero desde fines de 2007 el entonces gobierno del presidente colombiano Alvaro Uribe (2002-2010) y el del venezolano Hugo Chávez comenzaron a recriminarse por la presencia de rebeldes en Venezuela con el supuesto apoyo de Caracas, que lo negó.

Molesto por esos señalamientos, a mediados de 2009 Chávez declaró "congeladas" las relaciones políticas y comerciales con Colombia. Aunque los lazos diplomáticos fueron restablecidos con la llegada de Juan Manuel Santos a la presidencia colombiana, en agosto de 2010, el comercio sigue alicaído.

Los dos países tuvieron un comercio de más de 6.000 millones de dólares en 2008. Tal corriente de intercambio cayó a unos 4.000 millones de dólares en 2009 y a unos 1.500 millones el año pasado, de acuerdo con datos del ministerio de Comercio Exterior colombiano.

De enero a marzo pasado, los más recientes datos del ministerio, el comercio colombo-venezolano fue de unos 600 millones de dólares.