La comisión independiente de trazado de distritos en California certificó el lunes los nuevos mapas del estado para legisladores y congresistas.

Las nuevas fronteras políticas atrajeron una respuesta inmediata del Partido Republicano en el estado, que afirma que fueron mal trazadas para favorecer a los demócratas.

Tom del Beccaro, presidente del Partido Republicano, le dijo a The Associated Press que el partido interpondrá una petición y formará un comité el martes llamado Imparcialidad y Rendición de Cuentas en el Retrazado de Distritos, en busca de un referéndum en la votación de junio de 2012 con el fin de revocar los recién aprobados distritos para el Senado estatal.

Del Beccaro dijo que el partido enviará el texto a ser incluido en las boletas electorales a la oficina de la secretaría estatal.

"No hay duda de que esta comisión no aplicó estándares consistentes al trazar los mapas, y lo peor de ello está relacionado con los mapas para el Senado", dijo.

El consultor político Dave Gilliard fue contratado para hacer la campaña del referéndum. El grupo necesita recolectar unas 505.000 firmas válidas para habilitar la medida, dijo Gilliard.

La Comisión de Ciudadanos para el Retrazado de Distritos de California, con 14 miembros, votó por los mapas finales para el Congreso, la Legislatura y la Junta de Igualización, que administra los impuestos a las ventas y al uso. El panel emitió trazados hace dos semanas pero hasta el lunes los aprobó formalmente.

Los nuevos mapas de la Asamblea estatal, el Senado y la Junta de Igualización fueron aprobados por 13 votos a favor y uno en contra, del comisionado republicano Michael Ward. Ward y otra comisionada republicana, Jodie Filkins Weber, votaron en contra de las nuevas fronteras para el Congreso.

Ward emitió un comunicado donde dice que creía que el panel no se apegó a la Ley de Derechos de Votación, que requiere que los grupos minoritarios sean colocados en el mismo distrito.

Los consultores políticos que han supervisado el trabajo del panel todo el año dijeron que los demócratas podrían ganar más escaños en el proceso, simplemente por el cambio de población en el estado, que incluye un bloque hispano de votantes que está creciendo.

Del Beccaro ha dicho que la comisión dividió ciudades y pueblos de forma poco natural, en su esfuerzo por acomodar a varios grupos de interés. El presidente de la comisión dijo también que un grupo distinto planea interponer una demanda bajo el argumento de que el distrito del Senado que cubre la región costera central, ahora representada por el senador republicano Sam Blakeslee, es inconstitucional.

Irónicamente, fueron los republicanos quienes apoyaron las iniciativas en las boletas electorales que le quitaron a la legislatura la responsabilidad de retrazar los distritos, labor que se hace una vez cada 10 años. Los votantes crearon la comisión de ciudadanos independientes en 2008 y expandieron su autoridad también sobre los distritos del Congreso en 2010.