Diversos sindicatos y grupos civiles dominicanos presentaron el lunes ante los tribunales un amparo contra el ministerio de Comercio por negarse a revelar la fórmula que usa para fijar los cada vez más altos precios de los combustibles.

Los gremios y el conglomerado de organizaciones "Bájame la gasolina" aseguran que, pese a descensos en las tarifas internacionales del petróleo, en República Dominicana los hidrocarburos mantienen precios superiores al 2008, cuando el crudo alcanzó su máximo histórico.

"Hay miles y miles de personas afectadas por un cálculo indebido de los precios" de los carburantes que fija cada semana el ministerio de Comercio, aseguró Juan Ignacio Espaillat, de la asociación de gasolineras.

La ley de hidrocarburos estableció en el 2000 un esquema para calcular los precios de los combustibles y determinó que las tarifas se modificarían cada semana con base en los precios internacionales del petróleo y en la inflación.

Desde entonces, el ministerio ha incluido otras variables para determinar el precio semanal de los combustibles.

"Bájame la gasolina" ha solicitado por escrito al ministerio de Comercio las fórmulas, pero "esa información ha sido negada", dijo Ramón Pérez Figuereo, presidente de la Central Nacional Transportistas Unificados, que agrupa a unos 67.000 choferes.

Según el sindicalista, el ministro de Comercio, Manuel García Arévalo, "nos remite a la página web (de la institución), pero ahí no hay ningún tipo de información".

La oficina de relaciones publicas del ministerio declinó comentar sobre el recurso judicial planteado.

Según los precios establecidos por el ministerio de Comercio para esta semana, el galón (de 3,78 litros) de gasolina cuesta en promedio 5,73 dólares, mientras la misma cantidad de diesel se vende en 4,96 dólares.

Julio César de la Rosa, presidente de la Asociación Dominicana contra la Corrupción, consideró que, según los cálculos de su organización, basados en la ley, el galón de gasolina debería costar 82 pesos (2,15 dólares) más barato.

El precio promedio del galón de gasolina había llegado a más de 6 dólares a finales de julio, pero ante una intervención del presidente Leonel Fernández, el ministerio de Comercio redujo la tarifa en unos 30 centavos de dólar.

Los precios de los combustibles en República Dominicana se han incrementado 30% en lo que va del año.

Debido a los reclamos de la sociedad hacia la fijación de precios, el Congreso (bicameral) conformó en febrero una comisión para revisar la ley de hidrocarburos, pero no ha rendido su informe.

El ministro García Arévalo se ha limitado a decir que los precios no sólo se fijan en función del petróleo, sino a partir de múltiples variables, como las tarifas internacionales de los derivados del crudo.

Los sindicatos de choferes y organizaciones civiles han realizado diversas marchas este año pare exigir reducción a los precios de los carburantes y transparentar sus precios.