River Plate tendrá el martes un histórico debut en la segunda división, a la que descendió por primera vez en sus 110 años de vida en el fútbol argentino.

Máximo campeón con 33 títulos nacionales, River será local ante Chacarita Juniors, que también tuvo el privilegio de dar una vez la vuelta olímpica en la categoría superior.

Los "Millonarios" le cambiaron la cara al equipo que se fue al descenso el 26 de junio al perder un duelo decisivo con Belgrano de Córdoba y se reforzaron con ocho jugadores, entre ellos los goleadores Fernando Cavenaghi, de Internacional de Brasil, y Alejandro Domínguez, del Valencia español, así como también el mediocampista de la selección de Venezuela, César "El maestrico" González.

De los titulares que perdieron la categoría solo quedan dos sobrevivientes: los defensores Jonathan Maidana y Juan Manuel Díaz, según el equipo que confirmó el técnico Matías Almeyda, quien colgó los botines apenas se fue al descenso con River y tomó las riendas en lugar de Juan José López.

Entre las figuras que dejaron el club figuran el arquero de la selección argentina Juan Pablo Carrizo y los delanteros Leandro Caruso y Mariano Pavone, a quien no se les renovaron sus préstamos. Eric Lamela, enlace de Argentina en el Mundial Sub20 en Colombia, fue vendido al Roma italiano en unos 16,8 millones de dólares.

"Por suerte, en los últimos tiempos hemos recibido de los hinchas más apoyo que reproches", dijo el arquero Daniel Vega, suplente de Carrizo en el anterior campeonato y que ahora será titular. "Vamos a hacer todo el esfuerzo para subir; sería muy lindo formar parte del equipo que ganó el ascenso con River".

El torneo denominado Nacional B se jugará entre 20 equipos, terminará a mediados del año próximo y determinará dos ascensos directos a la máxima categoría y otros dos en un repechaje.

River postergó su partido con Chacarita para estar en igualdad de condiciones con el resto de los equipos, ya que su duelo con Belgrano terminó más tarde que el Nacional B.

Además de River y Chacarita, el campeonato tendrá otros equipos que alguna vez fueron campeones en primera división: Quilmes, Rosario Central, Ferro Carril Oeste y Huracán.

El debut de River se produciría en su propio estadio Monumental.

Pero la decisión final se conocería en la noche del lunes con un fallo del Comité de Seguridad del fútbol nacional, que daría luz verde para el uso de ese estadio o bien lo suspendería por incidentes protagonizados por fanáticos de los Millonarios el día que el equipo perdió la categoría.