Un toro con fama de asesino se ha cobrado otra víctima: ahora un hombre de 29 años que recibió una cornada durante una festividad en la región de Valencia, en el este de España, dijeron las autoridades el domingo.

El toro, llamado "Ratón" y de 500 kilogramos (1.100 libras) de peso, había matado antes en los últimos 10 años a dos personas que asistieron a festividades.

Debido a la reputación temible del animal, los dueños se embolsan 10.000 euros (14.000 dólares) en cada fiesta que participe.

La persona, cuyo nombre fue mantenido en reserva, murió la noche del sábado en un hospital de la localidad de Xativa, dijo el gobierno regional.

De acuerdo con las imágenes de televisión difundidas el domingo, el hombre fue lanzado al aire en la plaza de toros de Xativa. El animal lo maltrató posteriormente en el suelo.

En España, numerosas festividades del verano boreal tienen como atractivo corridas callejeras o en plazas de toros en las que personas intrépidas se acercan a las bestias temibles.