El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, se tomará unos diez días de vacaciones en Bélgica, donde le esperan sus hijos y esposa, indicó el mismo mandatario en su habitual programa sabatino.

Correa indicó que esta tarde emprenderá el viaje al país europeo y que regresará a Ecuador en torno al 23 ó 24 de agosto, tras precisar que el próximo sábado será su vicepresidente, Lenin Moreno, quien conducirá el informe del Gobierno.

Añadió que su esposa, la belga Anne Malherbe, y sus hijos Sophia, Dominique y Miguel ya se encuentran en el país europeo.

"Uno también es padre de familia, esposo" y necesita un periodo de descanso junto a los suyos, señaló el mandatario ecuatoriano.