El magnate Rupert Murdoch afirmó hoy que tiene el respaldo de la junta directiva tras el escándalo de las escuchas, y dijo públicamente que si le pasa algo espera que su vicepresidente, Chase Carey, tome las riendas de News Corporation, uno de los mayores grupos de medios de comunicación del mundo.

"La junta directiva y yo creemos que debo continuar en mi actual puesto como presidente y consejero delegado, pero que nadie se lleve a engaños, Chase Carey y yo dirigimos esta empresa como un equipo", afirmó Murdoch en una conferencia con analistas tras presentar los resultados del cierre de su año fiscal 2011.

De esta forma, el empresario de origen australiano, de 80 años, dijo ante los analistas que si en el futuro le pasa algo espera que el vicepresidente de News Corporation le suceda en el cargo como presidente y consejero delegado. "Chase Carey es mi socio", añadió Murdoch.

El fundador del imperio mediático, que lleva más de cinco décadas al frente de la compañía, dijo también que tiene "plena confianza" en su hijo James, presidente de News Corporation en Europa y Asia y el máximo responsable de la plataforma de televisión británica BSkyB.

Murdoch volvió a referirse al escándalo de las escuchas ilegales del ya desaparecido "News of the World" al asegurar que lo ocurrido en la redacción del tabloide londinense "no tiene cabida" en News Corporation, y reiteró su firme determinación para poner las cosas en orden.

En el comunicado que acompañó a los resultados del último trimestre, Murdoch tampoco eludió referirse a la polémica por las escuchas y tras reconocer que han tenido que afrontar desafíos en las últimas semanas, dijo que la empresa hará "todo lo que sea necesario" para que no se vuelva a repetir en el futuro.

"Nuestro objetivo fundamental en News Corportation es aportar valor sostenido y significativo a nuestros accionistas, ofrecer contenidos y servicios excelentes a nuestros clientes y a los consumidores y hacerlo con integridad", indicó Murdoch en el comunicado.

News Corporation es objeto de investigaciones tanto en Reino Unido como en Estados Unidos por el escándalo de las escuchas telefónicas y la empresa dijo hoy que está "cooperando al cien por cien" con las autoridades.

El escándalo llevó al cierre de "News of the World" el pasado 10 de julio y tres días más tarde News Corporation retiró la oferta de 9.075 millones de euros que había hecho para hacerse con la totalidad de las acciones del canal de televisión británico BSkyB.

News Corporation, que controla entre otros los diarios The Wall Street Journal y New York Post en EEUU, anunció hoy que cerró su año fiscal 2011 con un beneficio neto de 2.739 millones de dólares, el 7,87 % más que en el ejercicio anterior, y una facturación de 33.405 millones de dólares, el 1,91 % más que en el año precedente.

Los resultados de su último trimestre fiscal (abril-junio), el periodo en que más se fijaban hoy los analistas en EEUU, la empresa ganó 683 millones de dólares (26 centavos por título), el 21,94 % menos que los 875 millones de dólares (33 centavos) del mismo periodo de 2010.