Las acciones siguieron extremadamente volátiles el jueves, pero las ganancias sólidas en Wall Street tras un informe alentador sobre el empleo en Estados Unidos contribuyeron a que los mercados europeos cerraran en alza a pesar de otro día imprevisible para los bancos del continente.

Los enormes altibajos diarios y en diversas bolsas del mundo muestran la agitación de los mercados en medio de temores sobre la economía global y los niveles de la deuda en Europa y Estados Unidos. Los rumores no confirmados de que los mercados europeos estaban considerando prohibir las ventas de acciones al descubierto fueron un claro indicio de esa volatilidad.

Posteriormente, las autoridades prohibieron efectivamente esas ventas en corto.

Los bancos franceses han sido particularmente volátiles en medio de los temores de los inversionistas sobre la vulnerabilidad de esas instituciones a las deudas de Grecia e Italia.

Después de estar en baja durante la mayor parte de la jornada de intercambios, la mayoría de los bancos — incluido el segundo más grande de Francia, el Société Générale — cerraron en alza. Eso ayudó a que los mercados europeos tuvieran uno de sus mejores días en semanas recientes, un periodo marcado por caídas masivas a través del mundo.

El índice FTSE 100 de Gran Bretaña cerró con un avance del 3,1%, en 5.162,83, mientras que el DAX alemán subió 3,3% a 5.797,66. El CAC-40 de Francia terminó con un alza del 2,9%, en 3.089,66.

En Wall Street, el promedio industrial Dow Jones se disparó 423,37 puntos o 3,9%, a 11.143,31.

El Standard & Poor's 500 subió 51,88 enteros, el 4,6%, a 1.172,64, y el índice compuesto Nasdaq avanzó 111,63 puntos, el 4,7%, a 2.492,68.

Los tres principales indicadores de la Bolsa de Valores de Nueva York han perdido entre 1,6 y 2,6% en la semana. En lo va del año, el Dow ha perdido 3,8%, el S&P 6,8% y el Nadaq 6.

El crudo de referencia West Texas Intermediate (WTI) ganó 2,83 dólares, o 3,4%, para cerrar a 85,72 dólares por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex). En el mercado de futuros ICE de Londres, el petróleo Brent subió 1,34 dólares, para finalizar la jornada en 108,02 dólares por barril.

La acciones subieron después que nuevos datos revelaron que el número de personas que solicitaron ayuda gubernamental por desempleo en Estados Unidos bajó a menos de 400.000 la semana pasada por primera vez en cuatro meses. Eso fue considerado una señal de que la situación de empleo podría estar mejorando lentamente.

Las ganancias de las acciones el jueves se produjeron luego del desplome de los mercados financieros el miércoles en Europa y Estados Unidos. Todo el optimismo generado inicialmente por el anuncio de la Reserva Federal estadounidense de que iba a dejar casi en cero sus tasas de interés hasta mediados del 2013 se disipó cuando los corredores interpretaron la medida como un indicio de que la economía estadounidense no habría mejorado substancialmente para ese año.

Aunque los mercados financieros han tenido fuertes altibajos, ha habido cierta tranquilidad en los mercados de bonos de España e Italia después que el Banco Central Europeo compró sus bonos.

El rendimiento, o tasa de interés, de los bonos españoles e italianos a 10 años permaneció relativamente estable en 5%. Esa tasa es considerada manejable por ahora, y se ubica más de un punto porcentual por abajo de donde estaba hace una semana.

Previamente en la jornada, los mercados asiáticos estuvieron bajo presiones luego de la caída de Wall Street el miércoles.

El índice Hang Seng de Hong Kong cayó 1%, hasta 19.595,10 puntos, aunque el índice en Shanghai subió 1,3%, a 2.703.90. En Japón, el Nikkei bajó 0,6%, a 8.981,94 puntos.

____

Pamela Sampson contribuyó a este despacho en Bangkok.