Estados Unidos cerró julio con un déficit presupuestario de 129.400 millones de dólares y se situó en los 1,1 billones de dólares en el acumulado de los diez primeros meses del año fiscal, informó hoy el Departamento del Tesoro.

Se trata del tercer año consecutivo en el que el déficit de EE.UU. superará el billón de dólares, y los analistas esperan que al actual ritmo se sobrepasarán los 1,29 billones de dólares con los que se cerró 2010.

La cifra de julio es un 5,9 % menor que la del mismo mes del pasado año.

De acuerdo a la información oficial y en lo que llevamos de año fiscal 2011, que concluye en septiembre, el gasto público ha aumentado un 2,4 % y los ingresos un 8 %.

El dato se da a conocer justo cuando el Congreso de EE.UU. ha comenzado a anunciar los primeros nombres de los miembros "súpercomité" bipartidista encargado de elaborar un plan de reducción del déficit entre 1,2 billones y 1,5 billones de dólares en la próxima década.

El nuevo panel deberá aprobar una propuesta antes del 23 de noviembre.