Los precios de las acciones subieron notablemente el martes en la Bolsa de Valores de Nueva York , luego que la Reserva Federal informó que ha sopesado algunas políticas para impulsar la economía, un día después de una caída estrepitosa en Wall Street.

El promedio industrial Dow Jones aumentó más de 429 unidades, su 10ma mayor ganancia de puntos en su historia y la más cuantiosa desde marzo del 2009. El Dow tuvo el lunes su declive más pronunciado en puntos desde el 2008.

El banco central añadió en una declaración que el crecimiento económico ha sido más lento de lo esperado y ofreció mantener las tasas de interés en su mínimo histórico, al menos hasta mediados del 2013. La Fed indicó que ha examinado "una gama de instrumentos de política" que puede utilizar para estimular a la economía.

El anuncio de la Fed sugiere que pudiera estar en marcha otra serie de estímulos fiscales al tiempo que el banco conserva esas tasas bajas, consideró Brian Jacobsen, estratega de inversiones de portafolio en Wells Fargo Funds Management que administra 228.000 millones de dólares en activos.

La Fed finalizó en junio su segunda etapa de compra de bonos con la intención de incentivar la economía. Bob Doll, jefe de inversiones en BlackRock dijo que la decisión del banco central de mantener muy bajas las tasas durante dos años es "sin precedentes" y estimó que es una especie de programa informal de estímulo fiscal.

"Los mercados van a hacer lo que habrían hecho si la Fed saliera a comprar activos de renta variable (títulos bursátiles)", indicó Doll. "Esto hará que los inversionistas ... regresen a los valores de renta variable".

El Dow Jones ganó 429,92 puntos, el 4%, a 11.239,77. El incremento representa un vuelco significativo respecto al lunes cuando el Dow se desplomó 634,76 enteros en el primer día de transacciones desde que la agencia evaluadora de riesgo crediticio Standard & Poor's redujo en una posición la calificación de la deuda estadounidense, de la máxima de AAA a AA+.

El indicador Standard & Poor's de 500 acciones ascendió 53,07 puntos, el 4,7%, a 1.172,53. El índice compuesto Nasdaq subió 124,83 unidades, el 5,3%, a 2.482,52.

Las acciones subieron en la última hora de las operaciones bursátiles. Inicialmente, los títulos cayeron después del anuncio de la Fed.

El oro se disparó por encima de los 1.774 dólares por onza. El rédito de los bonos del Tesoro a 10 años tocaron brevemente el piso histórico de 2,03%.

Cuando las acciones avanzaron, el rendimiento del papel del Tesoro a 10 años tuvo un rápido incremento y ascendió a 2,26%. El rédito de los bonos baja cuando su precio desciende.

Howard Silverblatt, prominente analista en S&P, lo describió como el "vuelco tremendo".

Casi 12 acciones aumentaron por cada una que disminuyó en la Bolsa de Valores de Nueva York. El volumen consolidado fue elevado y llegó a 9.200 millones de títulos.

La divisa verde se depreció frente a las monedas consideradas como los reductos favoritos de los inversionistas: El yen japonés y el franco suizo. Pero ganó ante otras. El dólar bajó por primera vez a 77,01 yenes, contra los 77,70 del lunes. También se redujo a su menor posición de 0,7559 francos suizos.

Mientras, el crudo recuperó cierto terreno luego de caer a su mínima cotización en casi un año. El petróleo de referencia perdió 2,01 dólares y terminó el día en 79,30 dólares por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York.

El tipo Brent descendió 1,17 dólares a 102,57 dólares el barril en el mercado ICE Futures de Londres.

Otros mercados accionarios del mundo también repuntaron. El índice FTSE 100 subió 0,3%, el CAC-40 de Francia ganó 0,8% y el DAX de Alemania perdió 0,3%. En Asia, el promedio japonés Nikkei 225 retrocedió 1,7% y el indice Hang Seng de Hong Kong se hundió 5,7%.

___

El periodista de The Associated Press Pan Pylas en Londres contribuyó en la información.