Los precios del petróleo a término bajaron el martes luego que la Reserva Federal estadounidense informó que la economía de ese país se recupera a un ritmo más lento de lo esperado.

El crudo de referencia West Texas Intermediate cayó 2,01 dólar, el 2,5%, para cerrar en 79,30 dólares por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York. Es el precio más bajo que se ha observado desde septiembre.

En el mercado ICE de Londres, el crudo Brent del Mar del Norte descendió 1,17 dólar, a 102,57 dólares por barril.

La Fed informó que mantendría su tasa de interés clave "excepcionalmente baja" hasta mediados del 2013. El banco central espera que la economía permanezca débil hasta entonces, y ello implica que también será baja la demanda de petróleo y gasolina en Estados Unidos.

Desde comienzos de mayo, el petróleo se ha desplomado en más de 30 dólares, a menos de 80 por barril. Buena parte de esa caída se observó en las últimas dos semanas, ante los problemas en las negociaciones sobre el límite de deuda en Estados Unidos, la baja en la calificación del crédito del país y los reportes que muestran un crecimiento económico estancado.

En otras cotizaciones para entrega en septiembre, el aceite de calefacción bajó 3,69 centavos, a 2,7648 dólares por galón (3,79 litros), la gasolina decreció 2,4 centavos, a 2,6676 dólares por galón y el gas natural aumentó 5,9 centavos, a 3,994 dólares por cada millar de pies cúbicos.