El piloto Bruce Bochy dijo que espera que Grandes Ligas le informe pronto cuáles serán las consecuencias de la reyerta que tuvieron el viernes sus Gigantes de San Francisco con los Filis de Filadelfia.

Luego del incidente en el que se vaciaron las bancas, el relevista Ramón Ramírez y el receptor Eli Whiteside, de San Francisco, fueron expulsados junto con el jardinero central Shane Victorino de Filadelfia.

Los ánimos se caldearon en la sexta entrada cuando el venezolano Ramírez golpeó a Victorino con un lanzamiento en la parte baja de la espalda, momentos después de que Jimmy Rollins de los Filis se robó la segunda mientras Filadelfia tenía una ventaja de seis carreras.

Victorino comenzó a caminar hacia el montículo y Whiteside, el receptor, se le paró enfrente. El dominicano Plácido Polanco corrió hacia el lugar desde la segunda base y fue derribado por Whiteside.

El manager de los Filis, Charlie Manuel, no habló antes del partido, como es su costumbre en los días de encuentros.