Cinco empleados de la empresa de directorios telefónicos Sección Amarilla, propiedad del magnate Carlos Slim, desaparecieron en el estado occidental de Michoacán, donde recientemente nueve encuestadores fueron presuntamente secuestrados y posteriormente liberados.

El procurador de Michoacán, Jesús Montejano, confirmó el viernes la desaparición.

Una funcionaria de Teléfonos de México (Telmex), la empresa de Slim a la que pertenece Sección Amarilla, dijo a la AP que el jueves se presentó la denuncia ante las autoridades locales y coadyuvarán en lo que puedan.

La funcionaria, no autorizada a ser identificada, dijo que no habían tenido ningún antecedente de ese tipo.

Los primeros reportes señalan que los empleados llegaron a principios de la semana a Michoacán para repartir directorios telefónicos en el estado y el martes fue el último día en que se tuvo contacto con ellos.

Los cinco trabajadores al parecer se dirigían hacia la comunidad de Tepalcatepec, cerca de la municipalidad de Apatzingán, donde entre el sábado y el lunes desaparecieron nueve encuestadores de las empresas Consulta Mitofsky y Parametría.

Todos fueron liberados sanos y salvos el miércoles, en un hecho que se presume fue un secuestro en un área donde operan el cartel de las drogas de La Familia y un grupo denominado Los Caballeros Templarios.

Marisela Baños dijo a MVS Radio que el martes fue el último día que su familia tuvo contacto con su hermano Miguel Angel Baños, que era el jefe del grupo de trabajadores de la Sección Amarilla que desapareció. Agregó que sólo iban a repartir los directorios telefónicos y que el camión en que viajaban también desapareció.

Confió en que el informar que son empleados de Sección Amarilla facilite su libertad, en caso de que estén retenidos por un grupo que pudo haberlos confundido.

Mitofsky y Parametría mandaron reiterados mensajes de identificación de sus empleados a través de la prensa. Una teoría es que fueron retenidos para verificar que en verdad eran encuestadores.

El caso de los encuestadores ha generado preocupaciones sobre la seguridad de cara a los comicios del 13 de noviembre en Michoacán, cuando se elegirá nuevo gobernador.

El alcalde de Apatzingán, Genaro Guízar, dijo en Milenio Televisión que los 200 policías municipales son insuficientes para enfrentar ese tipo de hechos y consideró que incluso la presencia de cientos de agentes estatales, federales y de miembros de las fuerzas armadas no ha disuadido casos como secuestros.

"A mí me dan ganas de irme, de renunciar a este trabajo, porque yo no estoy hecho para esto", dijo. "No puedo asegurar ni siquiera a mis hijos".

Michoacán es el estado natal del presidente Felipe Calderón y donde unos días después de haber asumido el poder en diciembre de 2006 lanzó una ofensiva contra el narcotráfico.

la hermana del mandatario, Luisa María Calderón, es la candidata del conservador Partido Acción Nacional al gobierno de Michoacán, que actualmente gobierna el partido izquierdista de la Revolución Democrática.

___

Contribuyó con esta nota el periodista de The Associated Press E. Eduardo Castillo, en ciudad de México