El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, afirmó hoy que la relación de su país con Venezuela es "muy especial" y tiene "una tremenda importancia estratégica", durante un acto en el que juramentó al nuevo embajador de Bogotá en Caracas, Carlos Cure.

Venezuela es "un país con el cual tenemos una relación muy especial, con el cual queremos desarrollar una relación más especial", enfatizó Santos al juramentar al empresario Carlos Cure como nuevo representante de Colombia en la nación vecina.

Cure asumió durante un acto en la Casa de Nariño, la sede del Ejecutivo en Bogotá, donde Santos aprovechó para defender por tercera vez en tres días las relaciones bilaterales, de las que ha dicho que están amenazadas por interesados en "sembrar cizaña".

"Para nosotros (la relación con Venezuela) tiene una tremenda importancia estratégica", subrayó el mandatario colombiano, quien el 10 de agosto del año pasado, solo tres días después de haber asumido la Presidencia, logró recomponer las relaciones bilaterales.

Santos recibió entonces a su colega venezolano, Hugo Chávez, quien a mediados de 2009 dejó en suspenso la relación con Colombia tras años de amagos de crisis con el Gobierno de Álvaro Uribe (2002-2010).

Los dos países han avanzado en todos los frentes de sus relaciones, como el comercial, el de la cooperación fronteriza, el de la seguridad, la integración en infraestructuras e, incluso, en el cultural, aseguró Santos.

Es un avance que en el caso de la seguridad ha sido "concreto" y que "nos ha generado una confianza que hay que ir alimentando todos los días para tener, como en cualquier relación, una base sólida para seguir fortaleciendo esa relación", defendió luego.

En este contexto, el gobernante colombiano confirmó que el jueves habló por teléfono con Chávez, quien previamente había informado en Caracas de que había pedido una comunicación con Santos tras declaraciones de un alto militar sobre presencia de presuntos rebeldes de las FARC y el ELN en el país vecino.

El presidente Chávez "me dijo que estaba en su tratamiento y que su trayectoria de recuperación iba por buen camino, que así lo sentía", confió Santos, para apuntar: "y así lo esperamos todos: una pronta y total recuperación para continuar, y así lo hablamos ayer, en todos estos temas".

Santos dijo que, también ayer mismo, los cancilleres de uno y otro país, la colombiana María Ángela Holguín y el venezolano Nicolás Maduro, se comunicaron para concretar la fecha de una nueva cumbre presidencial.

Con el restablecimiento de relaciones, Santos y Chávez se comprometieron a mantener cada tres meses una reunión bilateral.

El presidente colombiano consideró que "hay muchos objetivos y muchos escenarios hacia el futuro que nos obligan a trabajar unidos".

El pasado miércoles, en México, adonde había viajado en visita oficial, y el jueves, en Bogotá, Santos defendió el proceso de normalización diplomática con Venezuela.