Tres policías murieron y uno resultó herido el viernes cuando su vehículo fue atacado en una provincia del sur de Rusia plagada por la violencia, informaron el viernes autoridades del Ministerio del Interior.

El vocero de la policía regional, Vladimir Rychinsky, dijo que agresores no identificados atacaron el vehículo de la policía el jueves por la noche en Nazrán, la ciudad más grande de Ingushetia.

Ingushetia hace frontera con la provincia de Chechenia, la fuente de una insurgencia militar separatista que se ha filtrado a las regiones cercanas después de dos sangrientas guerras en los últimos 15 años.

Los islamistas lanzan ataques regularmente en contra de las autoridades, a las que culpan de secuestros, torturas y asesinatos extrajudiciales.