Apenas un gol en dos partidos. Una producción muy pobre para Argentina, un equipo con cartel de favorito en el Mundial Sub20.

Si bien la Albiceleste sigue al frente del Grupo F y el pase a la segunda ronda es casi un hecho, el técnico Walter Perazzo maneja un conjunto al cual le cuesta armar un juego fluido, en el que parece faltarle una o dos piezas para funcionar como se debe.

Tras el empate sin goles contra Inglaterra, las limitaciones argentinas pasan por la falta de gol y pocos socios para sus dos figuras, Erik Lamela y Juan Iturbe.

Perazzo esgrime atenuantes válidos cuando se le pregunta sobre la falta de brillo:

— La llave es complicada: "Tenemos un grupo parejo. Está México (le ganaron 1-0 en el debut) que ha mejorado mucho e Inglaterra que es una selección de cuidado. Acá la prensa dice que este es el Grupo de la Muerte".

— Lamela arrastra una dolencia en el tobillo izquierdo: "Algunas dificultades físicas tiene. Vamos a ver cómo evoluciona. Resintió eso que viene afectándole últimamente".

— Los rivales influyen: "Tu preparas un plan y te encuentras un rival que se cuida. Inglaterra puso mucha gente atrás".

Argentina cerrará la primera fase el jueves en Medellín contra Corea del Norte, en teoría el adversario más débil del grupo.

Es posible, dependiendo del estado de la dolencia, que Lamela no juegue.

Perazzo no termina de dar con la tecla del mediocampo hacia arriba. Ante Inglaterra, el equipo terminó sin un delantero nato al sacar en el segundo tiempo a Facundo Ferreyra por el volante Matías Laba.

La justificación fue que la zona media de Argentina hacía agua ante un rival que cobraba impulso con el paso de los minutos.

Según Perazzo, Argentina jugó mejor en la última media hora sin un "9'' al recuperar la iniciativa en el centro del campo y al sumar un jugador con llegada.

Y esto es lo que le da confianza para seguir transitando en el torneo: "Los jugadores entendieron el mensaje. Ven la idea. La idea está", dijo Perazzo.

"Atacamos con variantes, por costados, por el medio y con pelota parada. Uno tiene que ir mejorando partido tras partido", añadió.

Lo que sigue es sumar los tres puntos ante los norcoreanos para quedar primeros en el grupo, cuyo premio será permanecer en la plaza de Medellín con miras al duelo de octavos de final.