Italia llamó el martes a su embajador en Siria para protestar por lo que llamó la inaceptable represión de las protestas antigubernamentales y exhortó a otras naciones europeas a hacer lo mismo.

Italia es el primer país de la Unión Europea en retirar a su embajador en Damasco, aunque la UE ha estado intensificando las sanciones, con una congelación de activos y la prohibición de viajar para cinco funcionarios militares y del gobierno aplicada el lunes.

Roma decidió retirar a su embajador "para enviar una fuerte señal de condena por la inaceptable represión" efectuada por el gobierno sirio, que lanzó una nueva operación contra los manifestantes al comienzo del mes sagrado musulmán del Ramadán, dijo la vicecanciller italiana Stefania Craxi.

El embajador regresaba a Roma el martes.

El lunes, el presidente ucraniano retiró a su embajador en Damasco, de acuerdo con una declaración en su portal en la internet. Pero el comunicado de una sola frase no dio explicaciones sobre la medida.

En julio, la embajada de Qatar en Siria suspendió sus operaciones y el embajador dejó el país. Pero el motivo fueron protestas afuera de la sede diplomática contra la cobertura por parte de la cadena Al-Yazira de la sublevación siria. Al-Yazira está basada en Qatar.

Siria acusa a Al-Yazira y otros medios de prensa de incitación y falsificar acontecimientos en su cobertura de las protestas.

La solicitud de Roma a las demás naciones de la UE no tuvo una respuesta inmediata. Bélgica, Gran Bretaña, España y Suecia no tenían planes similares por ahora. Francia también indicó que no había pasos inminentes al respecto, al tiempo que hizo notar que Roma no había enviado sus propuestas por los canales diplomáticos oficiales, y no existía una directiva de la UE para retirar a los embajadores en Damasco, dijeron funcionarios en Bruselas.

El canciller británico William Hague dijo que las nuevas sanciones de la UE, más severas, estaban enviando un mensaje "claro e inequívoco".

En Roma, Craxi dijo que Assad parece "incapaz" de lidiar con la situación e implementar las serias reformas que exigen tanto sus ciudadanos como la comunidad internacional, dijo la agencia noticiosa ANSA.